Plutón y su problema en las glándulas anales.

14 Ago

 Os presento a Plutón, un gato europeo de 15 años.

Plutón es un gato muy mayor diagnosticado ya hace case un año de hipertensión y fallo renal leve.

Ahora Plutón está completamente controlado de su problema renal y de su hipertensión pero hoy ha venido a vernos porqué su dueña le ha visto una herida muy fea en la zona perianal.

Vemos una herida en la zona derecha del ano de Plutón.

Las glándulas anales o sacos anales son dos divertículos situados a las 4 y a las 8 de la cirumferencia del ano.

Localización de las glándulas o sacos anales en el gato.
Imagen de sumascotamiente.blogspot.com.

Normalmente los sacos anales se vacian por presion rectal durante la defecación. Las secreciones son líquidas, malolientes y de un color que va del amarillo al marrón. Su función es la de marcaje de las heces.

En ocasiones, se produce una impactación de los sacos o glándulas anales. Ocurre cuando los sacos no se vacían normalmente. Puede ser causado por que alguno de los conductos queda obstruido por las secreciones pastosas. Por lo general no se detecta o se detecta porqué el perro o gato arrastra el culo por el suelo o se intenta mordisquear o lamer la zona.

Externamente y a la palpación vemos un abultamiento de la zona del saco anal afectado.

La impactación se trata mediante vaciado manual de las glándulas anales.

Vaciado manual de glándulas anales.
Imagen de perrosdemexico.com.mx.

El problema aparece cuando las glándulas se impactan y se infectan, que es lo que le ha ocurrido a Plutón.

Esto a llevado al saco anal a buscar un camino alternativo para sacar todo el contenido al exterior: se crea una fístula por donde se drena todo el contenido glandular infectado.

El tratamiento se basa en antibióticos orales y tópicos y desinfección local de la herida.

Si no hay una mejor apreciable en 2-3 dias se requiere el drenaje y sutura de la glándula o incluso, en casos recidivantes y graves, la saculectomía, es decir, la exéresis completa del saco anal.

Hoy Plutón ha venido a revisión, ya lleva 24h con tratamiento y la respuesta está siendo muy buena ya que la zona de la herida está mucho más limpia y rosada y el tejido está cicatrizando bien.

En gato no es una patología muy frecuente, sin embargo los perros suelen tener más problemas de impactación de las glándulas anales.

Si su perro camina sentado o tiene molestias en la zona anal acuda a su veterinario para que le vacíe las glándulas o le enseñe como hacerlo.

Iris Pérez.

2 comentarios to “Plutón y su problema en las glándulas anales.”

  1. javiernuviala 14 de agosto de 2012 a 9:11 PM #

    Aunque no muy agradable de ver, muy interesante ya que en gatos parece que se ve poco este problema. Gracias por compartir el caso.

  2. celia 29 de octubre de 2012 a 8:00 PM #

    Mi gato tubo una fistula anal.Dos meses y medio y no sele ceraba,tubo que coserlo el veterinario.Ahora ya esta bien.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: