Tag Archives: buprenorfina

Anestesia veterinaria III: vídeos anestesia e intubación.

25 May

Hoy veremos unos vídeos del proceso anestésico.  Se trata de un perro que vino para operar el pabellón auricular por un otohematoma.  Después de realizar el chequeo preanestésico, electrocardiograma y exploración física, decidimos anestesiar a Kupy para operarlo.

En este primer vídeo inyectamos via intravenos la premedicación, consiste en un sedante, relajante muscular y un analgésico.  Inyectamos brupenorfina y diazepan.

El siguiente paso es la inducción a la anestesia.  Inyectamos al paciente (que como podemos ver en el vídeo ya esta un poco sedado), la dosis apropiada de anestésico, en este caso propofol.  Vemos como el animal cae dormido, en un estado de pérdida de conciencia total.

El siguiente paso es intubar al animal.  Esto se realiza abriendo la boca del animal con un abrebocas, luego cogemos el tubo endotraqueal pertinente, y intubamos al animal introduciendo el tubo en la tráquea.

Finalmente conectamos el tubo a la máquina anestésica, que suministrará oxígeno y gas anestésico.

Ahora ya tenemos al paciente en cuestión preparado para realizar la cirugía que toque.  Vemos al animal anestesiado, intubado y recibiendo anestesia.  Lo tenemos permanentemente controlado con un monitor ( como se aprecia en el vídeo) para detectar cualquier anomalía anestésica durante la cirugía.

Cuando terminamos la cirugía, como ya hemos dicho alguna vez, hay que vigilar al paciente durante todo el proceso de recuperación de la anestesia.  Hay que ir controlando sus constantes vitales, y no dejarlo solo hasta que como mínimo mueva la cabeza y se empiece a levantar.

Este último vídeo muestra a Kupy, recuperándose de la anestesia.  Este es el momento donde ya nos podemos “relajar” un poco en su control.  Ya que mueve y levanta la cabeza, es un signo claro de que ya se va recuperando.

Bien hasta aquí el post.  Espero que os haya gustado.  Si tenéis dudas o futuras ideas sobre anestesia no dudéis en preguntar.

Pedro Carracedo.

La anestesia en medicina veterinaria.

23 May

Quería hablaros de este tema, ya que la anestesia es fundamental en la práctica diaria de la medicina veterinaria.

Utilizamos la anestesia sobretodo para realización de operaciones quirúrgicas en animales domésticos.  Otras utilidades son sujeción de animales que son agresivos, sedación para actos médicos como radiografías, endocscopia, toma de muestras de medula ossea, etc…,

A grandes rasgos realizamos dos tipos de anestesia.  La que llamamos anestesia local, básicamente la utilizamos para procedimientos y operaciones locales, pero se utiliza poco en medicina veterinaria.

Lidocaina, utilizada en anestesia local

El segundo tipo es la que llamamos anestesia general que se caracteriza por la pérdida de la conciéncia y analgesia (ausencia de dolor).  Utilizamos diversas drogas o fármacos combinados para producir hipnosis (sueño), analgesia, relajación muscular y pérdida de reflejos.  Son los cuatro pilares básicos de la anestesia general.

Antes de cualquier anestesia se debe hacer  un chequeo sanguíneo completo del animal, un electrocardiograma y una exploración física completa.  Esto nos dara una garantía casi completa de que todo irá bién, podremos detectar problemas de salud del animal o enfermedades ocultas.  Todo esto también servirá para poder elegir el mejor protocolo anestésico , ya que hay animales con determinadas enfermedades que necesitaran cambiar el protocolo anestésico o que directamente no podrá anestesiarse.

La anestesia se divide en varias fases.  La primera  se llama premedicación,  aquí se dan fármacos para que el animal se relaje, y también ayuda a rebajar la dosis para dormirlo, se controlan los vómitos, se provee analgesia y relajación muscular.

Medicación analgésica.

El valium es relajante muscular, la acepromacina la utilizamos como sedante.

La segunda fase se llama inducción a la anestesia.  Se trata de administrar un fármaco al animal por via intravenosa (aunque también hay algun fármaco via intramuscular), para dormir completamente a éste.  Luego lo intubamos para ponerle oxígeno junto gases anestésicos.  En veterinaria utlizamos principalmente dos.  El Propofol, se trata de un medicamento de color blanco, que se inyecta por vena, y el Tiopental (o Pentotal), fármaco mas en desuso por su mayor riesgo y por producir  “resaca”  al despertarse el animal.

Propofol

La tercera y última fase se llama fase de mantenimiento.  Es en esta fase donde realizamos la intervención quirúrgica al paciente, o cualquier otro proceso que necesite de anestesia general.  En esta fase luego de la inducción, intubamos al animal para después conectarlo a una máquina anestésica que le suministrará oxígeno con gases anestésicos.  Estos gases son los que mantendran al paciente dormido durante todo el proceso.  Al finalizar, retiramos el gas anestésico y lo dejamos solo con oxígeno hasta que el animal empiece a despertarse.

Es importante nunca dejar solo a un animal que se este despertando de una anestesia.  Hay que vigilarlo constantemente, mínimo hasta que levante la cabeza o empiece a caminar.

Los dos principales gases anestésicos, son el halotano y el isofluorano.

Actualmente el que mas utilizamos es el isofluorano, es más seguro con el animal y también con el personal veterinario.

Hasta aqui lo que quería contaros sobre anestesia.  En próximos posts pondremos videos de como se realiza la  anestesia a perros y gatos.   Seguiremos todo el proceso desde la premedicación pasando por la intubación.

Pedro Carracedo.

Néstor y su castración.

13 Mar

Éste es Néstor, un conejo enano de raza belier.

Néstor ha venido hoy porqué su dueño dice que últimamente está inaguantable: está más agresivo con ellos y cuando lo sacan fuera de la jaula empieza a dar vueltas y a orinarse por todas partes. Cometa que la orina es muy concentrada y huele muy mal.

¿Qué le pasa a Néstor?

Néstor ha llegado ya a su madurez sexual y empieza a tener conducta de marcaje y la testosterona aumenta su agresividad. Lo mejor que podemos hacer por él (para disminuir el estrés que esto le produce) y para su dueño es castrarlo.

La castración es una cirugía segura en conejos. Consiste en extirpar los testículos de la bolsa escrotal, para hacerlo debemos tener el animal bajo anestesia general y con medicación analgésica potente (usaremos un derivado de la morfina).

En los conejos es muy importante usar siempre analgésicos potentes, ya que  suelen ser animales depredados y esto los hace muy sensibles al dolor, tanto que pueden llegar a morir.

Nosotros usamos la buprenorfina y se la inyectamos vía intramuscular 1 hora  hora antes de la intervención para alcanzar el máximo efecto analgésico durante la cirugía.

Inyección intramuscular de buprenorfina

Para dormir completamente a Néstor hemos usado anestesia inhalatoria, que usa una combinación de oxigeno con un agente anestésico inhalado, el isofluorane. Para poder administrarsela hemos usado una mascarilla.

Anestesia inhalatoria con mascarilla

Una vez dormido hemos rasurado el área quirúrgica y lo hemos castrado. 

Escroto y testiculos

 Después de la cirugía Néstor se ha despertado bien y sólo tendrá que tomar antibióticos preventivos unos días. 

 Iris Pérez

A %d blogueros les gusta esto: