Tag Archives: hiperplasia vaginal perra

Lola, una carlino con prolapso vaginal.

21 Ene

lola-poletova-0011

Lola es una carlino con un problema: cada vez que entra en celo le aparece un prolapso vaginal que se resuelve al desaparecer el celo.

¿ Qué es el prolapso/hiperplasia vaginal?

Es tejido vaginal edematoso.

El hinchazón edematosa de la mucosa vaginal es un trastorno poco común que ocurre durante la estimulación de estrógenos en la perra ( durante el celo).

Siempre que una perra esta en celo las estructuras vaginales estan más hinchadas pero en ocasiones hay una respuesta exagerada a los estímulos hormonales y es cuando se produce la hiperplasia/prolapso vaginal.

La principal diferencia entre el prolapso vaginal y la hiperplasia vaginal radica en la cantidad de tejido vaginal exteriorizado y el acceso al orificio uretral.
En el prolapso vaginal sale gran cantidad de tejido a través de los vulva mientras que en la hiperplasia vaginal la cantidad de tejido es mucho menor.

prolapso-vaginal-490

Prolapso vaginal. Imagen de diagnosticoveterinario.com.

 

hiperplasia-suelo-490

Hierplasia vaginal. Imagen de diagnosticoveterinario.com.

Normalmente los prolapsos y las hiperplasias desaparecen por si solos cuando se produce el declive hormonal postovultorio.

El principal problema con el que nos podemos encontrar es que se produzcan daños en la mucosa vaginal debidos a la exposición del tejido (abrasión, heridas por lamido).

¿ A qué animales suele afectar?

Generalmente puede afectar a hembras intactas ( no esterilizadas) a cualquier edad ( 7 meses a 16 años de edad).

Es más común en razas grandes.

Hay una predisposición racial en: bulldog, boxer, dalmatas, Pastor Aleman, Sant Bernardo, labrador, weimaraner, airedale terrier, american stafordshire terrier.

  • ¿ Cómo se diagnostica?

    Con la historia clínica y un examen vaginal podemos diagnosticar una hiperplasia o prolapso vaginal.

    La citología vaginal nos aporta mucha información del momento del ciclo estral en el que se encuentra la perra. Os recuerdo que los prolapso suelen darse en las fases de estro y proestro.

    Hemos de considerar que existen otros problemas vginales con simptomatología parecida como las neoplasias vaginales, las neoplasias uretrales,  los pólipos vaginales, el prolapso uterino.

    Es muy importante valorar si la perra puede orinar. El tejido vaginal edematoso puede taponar la uretra y provocar una obstrucción urinaria.

    ¿ Existe tratamiento?

    Como ya he comentado anteriormente, el curso de un hiperplasia/ prolapso vaginal es autolimitante, es decir, al haber el declive hormonal postovulatorio el tejido suele desinflamarse y volver a su posición normal.

    El problema es que por exposición de la mucosa vaginal pueden producirse abrasiones, sequedad, necrosis e infecciones del tejido.

    images

    Prolapso vaginal con tejido desvitalizado e infectado. Imagen de diagnosticoveterinario.com.

     

    Es muy importante mantener la zona humedecida y limpia para impedir que esto ocurra. Esto lo podemos hacer con suero fisiológico estéril, lubricantes y pomadas antibióticas.

    Es importante poner un collar isabelino a la perra para evitar que se lama la zona.

    Si la zona prolapsada o hiperplasiada está muy afectada se deberá hacer cirugía para resolver el prolapso y sacar la zona de mucosa vaginal necrosada.

    El tratamiento principal,pero, es la ovariohisterectomía. Al quitar la fuente de hormonas resolvemos este problema ( la regresión del tejido suele ocurrir en unos 21 días). A parte de resolver el problema evitamos recidivas.

    ¿Tiene buen pronóstico?

    El ponóstico es bueno pero las recidivas son del 66% en perras que han sufrido un prolapso y no se han esterilizado.

    La propietaria de Lola ha decidido esterilizarla en breve para acabar con este problema.

    Iris Pérez.

La hiperplasia vaginal de Chuska: una historia con final feliz.

21 Oct

Chuska es una bulldog francés que acudió por presentar un abultamiento que era visible a nivel de la vulva y preocupaba a su propietario.

La presencia de este bulto coincidía con que Chuska hacía ya unos días que estaba en celo.

Vista del abultamiento a nivel de la vulva: hiperplasia vaginal.

Se trata de una hiperplasia vaginal, que es un engrosamiento del suelo de la vagina (de la mucosa) debido a una respuesta excesiva al estímulo de los estrógenos que aumentan de nivel durante el celo.

Ello hace que la mucosa vaginal aumente de tamaño y se forme una masa de forma pediculada que protruye a través de la vulva.

Para poder acceder a esta masa, tenemos que efectuar un corte en la vulva, dorsalmente. Es una episiotomía.

La base de este pedículo de mucosa está muy próxima al orificio de salida de la uretra. Es muy importante tenerlo en cuenta al operar para extraer este pedículo, ya que al cortar la base del pedículo podríamos lesionar esta salida de la uretra. Para que esto no suceda, debemos sondar la uretra y tenerla visualizada en todo momento.

Sondaje uretral para evitar lesionar la uretra al cortar el pedículo.

Una vez hecho esto, podemos cortar el pedículo.

A continuación, suturamos la herida del suelo vaginal y luego cerramos la herida en la vulva (hemos hecho una episiotomía).

Para que Chuska no pueda recaer, la segunda parte de la operación consiste en esterilizarla. Hacemos una ovariohisterectomía (quitar ovarios y matriz) ya que sin ovarios, ya no será posible que éstos fabriquen estrógenos que provoquen de nuevo el problema.

Al cabo de pocos minutos tras la operación, Chuska la valiente empezó a despertar y a día de hoy está perfectamente recuperada y su problema resuelto para siempre.

Chuska recuperándose de la anestesia.

Espero que os sea útil,

David Prandi Chevalier

A %d blogueros les gusta esto: