Tag Archives: tratamiento traqueobronquitis infecciosa perro

Le hacemos una lavado traqueobronquial a Cleo

15 Abr

¡Hola!

¿Os acordáis de Cleo? (http://wp.me/p2cDmE-21p) Se trata de una cachorrita de Yorkshire terrier que hace unos meses acudió a nosotros ya que padecía una traqueobronquitis infecciosa.

20140107_202830

Como comentaba en el anterior post de Cleo, aparentemente el tratamiento que se le realizó ayudó a que dejara de toser y a que se encontrara algo mejor, pero pocos días después Cleo volvió a presentar síntomas. De nuevo volvía a toser igual o incluso más que antes, volvía a estar decaída…. y después de realizarle una nueva radiografía de tórax se confirmó que aún tenía una bronquitis muy marcada.

De nuevo se le volvió a instaurar un tratamiento a base de antibióticos, a los cuales no hubo una respuesta adecuada. Se le añadieron también broncodilatadores, que suelen ayudar a eliminar la mucosidad alojada en pulmón, pero en algunos casos como en el de Cleo pueden hacer que sus síntomas empeoren.

¿Qué se hizo con Cleo ante la falta de respuesta al tratamiento?

Una cosa muy importante que ayuda mucho a instaurar un tratamiento adecuado es realizar un cultivo del agente que esta produciendo la infección. En el caso de Cleo, se necesitaba tomar una muestra directamente de sus bronquios para poder realizar un cultivo y un antibiograma.

Para recoger la muestra directamente de los bronquios de Cleo se le realizó un lavado traqueobronquial. Se trata de introducir una cierta cantidad de suero fisiológico estéril y luego volverlo a recoger mediante una sonda. Para tener una mejor imagen y seguridad de donde se le iba a introducir el suero y para confirmar que no existía ninguna estenosis bronquial (ya que en la traquea ya lo habíamos confirmado mediante radiografía) se realizó el lavado traquiobronquial mediante una broncoscopia.

046

broncoscopia de Cleo

049

zona irritada en la entrada del bronquio principal izquierdo de Cleo

La muestra que se obtuvo con la broncoscopia se envió a una laboratorio externo para que realizaran una citología y un cultivo.  De ellos se encontró que lo que estaba provocándole la traqueobronquitis a Cleo era un organismo llamado Mycoplasma.

Como cada día Cleo se encontraba peor, se decidió tratarla con una combinación de dos antibióticos a los cuales este Mycoplasma era sensible. Una semana después del tratamiento ya tosía mucho menos y, por fin, se comenzaba a comportar como una cachorrita.

Ronaxan

Ronaxan

Pasado un mes de iniciar el tratamiento se le repitió la radiografía de tórax. En ella se puede observar que la bronquitis de Cleo ha desaparecido por completo, y tanto la auscultación como la exploración general eran completamente normales, incluso por primera vez Cleo había aumentado de peso.

Tórax de Cleo

Tórax de Cleo

tórax de Cleo

tórax de Cleo

Gracias a los esfuerzos y dedicación de sus propietarios Cleo ha podido superar esta traqueobronquitis grave. Estamos todos muy contentos de su evolución y esperamos que ahora ya sólo nos venga a ver para saludarnos y para sus revisiones anuales.

Elisabet Villanego

Cleo, una cachorrita con traqueobronquitis

31 Ene

¡Hola a todos!

Os presento a Cleo, una cachorrita de Yorkshire terrier de 6 meses de edad. Estas navidades pasadas Cleo encontró una nueva familia con la que vivir, pero poco después de llegar a casa empezó a toser y a encontrarse mal.

20140107_202830

Cleo

Sus propietarios, preocupados por el estado de Cleo, decidieron acudir a una clínica veterinaria para que la evaluaran. Allí después de visitarla le prescribieron un tratamiento antibiótico y antitusígeno ya que le detectaron una posible tos de las perreras o traqueobronquitis infecciosa.

No obstante, pasados unos 10 días no observaron ninguna mejoría en el estado de Cleo, la seguían viendo bastante apagada, tenía ataques de tos continuos durante la noche, durante unos cuantos días ni ella ni sus propietarios pudieron descansar. Por ese motivo decidieron acudir a nuestra clínica para que la volviéramos a valorar.

Al explorarla se pudo observar que efectivamente tenía un reflejo traquial muy positivo, se necesitaba poca presión en la traquea para inducirle la tos. Además al auscultarla se podían sentir crepitaciones en el pulmón. Por ese motivo se decidió realizarle una radiografía de tórax para confirmar que lo que inicialmente podía parecer una simple traqueítis podría haber evolucionado a una traqueobronquitis.

20140131-123406.jpg

radiografia de tórax de Cleo

Tal y como se sospechaba en el pulmón se observa un patrón más marcado de lo normal, por norma general en radiografías el pulmón se observa bastante negro y en el caso de la radiografía de Cleo se puede observar un incremento de zonas más blancas en pulmón, alrededor y encima del corazón.

¿Qué es lo que le está provocando esta traqueobronquitis a Cleo y que tratamiento se le ha administrado?

La sospecha principal es que padece tos de las perreras (traqueobronquitis infecciosa), una enfermedad que puede estar producida por diferentes microorganismos (Parainfluenza virus, Adenovirus tipo 2, Bordetella bronchiseptica, virus de la infuenza, herpersvirus canino, reovirus canino y Mycoplasma canis) y que es altamente contagiosa entre perros. En general, este proceso es de corta duración y a veces no es necesario administrar ninguna medicación al animal.

En cambio, Cleo no sólo tiene una traquítis sinó que a evolucionado a bronquitis, esto puede suceder debido a una complicación de la traqueitis en animales joven, débiles, o que están algo immunodeprimidos.

Lo que se recomendó a los propietarios de Cleo fue dejarla ingresada unas horas con fluidoterapia intravenosa, así que tras ponerle una vía en la vena cefálica de una de sus extremidades anteriores se le inició una sueroterápia con suero fisiológico. Lo que se intentó conseguir mediante el suero en vena es que toda la mucosidad alojada en pulmón se fluidificara lo suficiente para que Cleo la pudiera eliminar más fácilmente.

20140131-173545.jpg

Unas horas después de iniciar el tratamiento con fluidoterapia Cleo se pudo ir a casa con una medicación antibiótica via oral diferente a la que había estado tomando los días anteriores.

Pasados dos días del ingreso de Cleo, vinó a control. Cada vez la tos iba a menos y su estado de ánimo mejoraba poco a poco.

Ayer mismo, pasados 9 días del ingreso, volvió a venir a controlar su evolución, prácticamente no la habían sentido toser en casa, ni de noche ni cuando se ponía nerviosa. Al explorarla, la auscultación ya era perfecta y costaba mucho más provocarle la tos mediante el reflejo traquial.

Como Cleo ha evolucionado tan bien, por ahora se le ha dado el alta médica aunque seguirá estando bajo supervisión de sus propietarios por si volviera a recaer. Me alegra que toda la familia pueda disfrutar finalmente de su nueva compañera y que Cleo ya pueda comportarse como una cachorrita bien sana y juguetona.

Elisabet Villanego

A %d blogueros les gusta esto: